Mejores tipos de sartenes para cocina de gas

tipos-de-sartenes

Las sartenes se presentan como un elemento necesario para poder freír, saltear, y/o rehogar algún determinado tipo de alimento usando un medio graso específico, por ejemplo, aceite, mantequilla o manteca.

Ahora bien, considerando esa gran variedad de opciones que existen en el mercado, es importante entonces que sepas qué clases de sartenes necesitas según la cocina que tienes en casa.

Por eso, si te preguntas cuáles son los mejores tipos de sartenes para cocina de gas, lo mejor será que sigas leyendo, ya que en este post te estaremos hablando de ellos para que descubras qué es lo que necesitas para aprovechar al máximo tu cocina, y conseguir los mejores resultados al preparar cada plato.

¿Qué sartenes son adecuados para una cocina de gas?

De hierro, titanio, aluminio, acero inoxidable, cobre, cerámica, etc., en el mercado tienes la posibilidad de conseguir sartenes creadas con materiales muy diversos, los cuales pueden tener un mango fijo o extraíble, con menor o mayor longitud, para distintos tipos de fuego, entre otras cosas, por lo que podemos decir que el abanico disponible es sumamente amplio.

Por eso es común que el escoger la mejor sartén para tu cocina no sea una tarea sencilla, ya que en parte dependerá del tipo de fuego de la misma, dado que no todas las alternativas disponibles son apropiadas para los diferentes tipos de cocinas.

Sin embargo debes saber que si tu cocina es a gas, toda clase de sartén podría ser apropiada, ya que al regular su fuego correctamente podrás conseguir que el calor se reparta de manera uniforme.

¿Cuáles son los mejores tipos de sartenes para las cocinas a gas?

El cocinar con gas destaca por ser una alternativa que te proporciona toda una variedad de posibilidades cuando se trata de menaje de cocina, sin embargo, teniendo en cuenta que los utensilios que utilizas a la hora de cocinar se mantienen en contacto constante y directo con aquellos alimentos que deseas preparar, es posible que terminen influyendo sobre el resultado de cocción final.

Teniendo eso en cuenta, a fin de evitar que puedas perder tiempo y dinero adquiriendo diversos modelos, a continuación te hablaremos sobre los mejores tipos de sartenes que puedes usar en una cocina de gas:

1.      Sartenes de acero inoxidable

Las sartenes fabricadas con acero inoxidable se caracterizan por ser robustas, duraderas y resistentes tanto al paso del tiempo como a la corrosión, al mismo tiempo que resulta sumamente ligeras.

Además, cabe señalar que el acero inoxidable tiene la capacidad de trasmitir el calor de las cocinas de gas de forma completamente uniforme alrededor de toda la superficie, por lo que ayudan a preparar los alimentos en menor tiempo.

Sin embargo, esta clase de sartenes son apropiados para realizar preparaciones que no sean muy voluminosas, ya que su calor suele concentrarse principalmente alrededor de la base, y después al alejarlas del fuego suelen enfriarse con rapidez.

Igualmente se debe saber que este  material es susceptible a rayones, por lo que exige el uso de utensilios de siliconas, madera o de teflón, el lugar de aquellos que sean filosos o metálicos.

2.      Sartenes de piedra

Entre los principales beneficios que puedes percibir al cocinar usando en sartenes de piedra, destaca el hecho de que suponen una opción mucho más duradera y saludable que las otras alternativas; lo cual se debe a que se encuentran fabricadas con un recubrimiento que se distingue por incluir partículas minerales que le permiten tener una mayor resistencia frente al paso de los años, y al mismo tiempo, también las hace más ecológicas.

3.      Sartenes de barro y arcilla

Las sartenes fabricadas con barro y arcilla suelen caracterizarse por ser el tipo más tradicional cuando de sartenes a gas se trata, y destacan por ser perfectos para preparar alimentos que requieran de una cocción lenta, por ejemplo,  caldos, sopas, estofados y guisados.

Por lo general, resultan un poco pesados y tienen gran fragilidad frente a los golpes, sin embargo, si las cuidas apropiadamente podrían llegar a tener una larga vida útil.

En este sentido, lo más apropiado suele ser que apuestes por modelos esmaltados los cuales sean de alta calidad, de manera que pueda tener la certeza de que su esmalte no terminará desprendiéndose a medida que los utilices.

4.      Sartenes de titanio

Las sartenes de titanio, como su nombre indica, se diferencian por contar con un recubrimiento mineral de titanio alrededor de su parte superior, el cual actúa como si se tratara de una capa protectora del antiadherente, que además le permite tener una vida útil más larga.

Aparte de ser robustas, estas sartenes para cocinas de gas suelen tener la capacidad tanto de mantener como de distribuir el calor de forma uniforme alrededor de toda su superficie, por lo que resultan completamente adecuadas para preparar sofritos, estofados, y también diversos guisos.

5.      Sartenes de hierro

Las sartenes fabricadas con hierro se caracterizan por ser las escogidas a la hora de preparar guisos, frituras, estofados y confituras, dado que permiten que la temperatura vaya aumentando de modo gradual.

Cabe decir también que en su forma más simple, este tipo de sartenes suelen consistir en una plancha de hierro fundido, la cual ha sido amoldada con el fin de darle la forma tradicional de una sartén.

Además, al ser capaces de mantener el calor muy bien, también se pueden usar con el fin de cocinar carnes y verduras.